Carta para mis soldados y policías

Respetados amigos y héroes de Colombia

Uno de los temas en los que el Ministerio de Defensa y la Fuerzas Armadas está trabajando con ahínco, con el absoluto respaldo del presidente Juan Manuel Santos, es la asignación de presupuesto y recursos para fortalecer, modernizar y seguir haciendo de nuestro Sector la base que está llevando a Colombia hacia la paz y la victoria que ustedes, sus compañeros y sus familias han construido con mucho esfuerzo y sacrificio.

El respaldo al Sector Defensa de parte del Gobierno nacional en materia presupuestal surge de las prioridades y objetivos para neutralizar y combatir cualquier amenaza en contra de los ciudadanos, uniformados o infraestructura y más ahora, cuando el país avanza por una senda de prosperidad y escenarios de paz en los que necesita unas Fuerzas mucho más sólidas.

Durante los últimos cinco años Colombia y especialmente sus Fuerzas Armadas han visto cómo los procesos de modernización y fortalecimiento de las capacidades han tenido una base sólida gracias a los recursos que nos han asignado.

Por ejemplo, el presupuesto destinado para el Sector Defensa en 2015 fue de $27,4 billones, mientras que los recursos asignados para 2016 alcanzan los $28,5 billones. Esto representa más de un billón de pesos adicionales para nuestra Fuerza Pública y sus familias, a pesar de la caída de ingresos fiscales de Colombia, por ejemplo, con la baja del precio del petróleo en el mercado mundial.

Como todos sabemos, una parte de los ingresos de Colombia son producto de la exportación de miles de barriles de petróleo, que en los últimos meses han reducido su precio en más de un 50 por ciento en todo el mundo, razón que ha obligado al país a realizar ajustes –incluso reducción de presupuesto- en otros sectores. El nuestro es considerado pilar fundamental en la construcción del camino hacia la paz.

Para 2016 uno de los pocos presupuestos que crecerá en todo el Gobierno nacional será el del Sector Defensa y con esto vamos a garantizar la continuidad y fortalecimiento de las capacidades actuales de las Fuerzas Militares y de Policía, y además, darle total sostenibilidad a los programas de bienestar, educación, salud, salarios y vivienda, entre otros, que también benefician a sus familias apreciados compañeros.

Es mucho lo que ustedes han hecho por el país y cualquier cosa que hagamos desde el Gobierno nacional es pequeña para compensar su esfuerzo y sacrificio. Aunque ha sido muy generosa, la deuda de Colombia con sus héroes será impagable, porque gracias a su labor y especialmente a sus históricas gestas y victorias, hoy nos acercamos a la paz y al final de varias décadas de conflicto e intranquilidad.

El mensaje que hoy les reitero como Ministro de Defensa Nacional es que necesitamos unas Fuerzas Militares y de Policía aún más fuertes, preparadas y convencidas de que son de las mejores del mundo para combatir el terrorismo, narcotráfico, minería ilegal, delincuencia, el crimen organizado y otros riesgos que como Estado hemos combatido sin respiro durante más de medio siglo.

Nuevamente aprovecho para expresarles mi más sincero reconocimiento por la labor que realizan desde el lugar desde donde hoy leen esta carta y por lo que han logrado en cada misión encomendada. Igualmente quiero manifestarles a ustedes y a sus familias que seguiremos trabajando para mejorar y brindarles lo mejor a quienes son la base del desarrollo, el progreso y la tranquilidad que Colombia necesita.

¡Colombia: una sola fuerza!

Cordial saludo y abrazo,

LUIS CARLOS VILLEGAS ECHEVERRI

Ministro de Defensa Nacional