Soldados hoy estamos construyendo la base del Ejército del futuro

Comandante de la Fuerza, a través de una peculiar y afable charla trató cinco aspectos de gran importancia para la Institución, así:

  1. Destaca el honor de haber recibido el cargo a un ícono del soldado colombiano, como lo es el señor General Jaime Alfonso Lasprilla Villamizar, a quien, confiesa, haber admirado toda su vida, pues lo conoce desde la época del colegio, y afirma que siempre fue ejemplo a seguir.

Así mismo, aseveró que el momento que le ha tocado como Comandante del Ejército es coyuntural y difícil; el más complejo y de mayor incertidumbre en el orden político y estratégico del país. Por lo que requiere de todo el apoyo, acompañamiento y respaldo de su Fuerza.

  1. El Ejército es la suma de muchas voluntades y de muchas mentes”. Y para tener éxito en su labor necesita de esfuerzo, concurso, cariño, respaldo y entrega del personal que lo integra, recordándonos que una vez se hace parte del Ejército se profesa por este un amor eterno. “Uno no deja de ser soldado hasta el día de su entierro”.
  2. Proceso de paz. El Presidente y el Gobierno tienen el respaldo cohesionado de las Fuerzas Militares y de Policía para cumplir con el bien común. No podemos ir en contra de la búsqueda de la paz ni el fortalecimiento de la democracia. Hay que parar la guerra para las nuevas generaciones; para que no haya más heridos ni muertos a causa de la guerra. Lo cual no significa dejar de cumplir con nuestro deber, muestra de ello, es que en su primer mes como Comandante del Ejército se han desmovilizado 40 integrantes de organizaciones al margen de la ley, se capturaron 210 y 11 de ellos murieron en el desarrollo de operaciones militares.

Y aquí precisa con pasión que: “el soldado colombiano es un gigante; así mida un metro con cincuenta centímetros, es un gigante que siempre protege al más necesitado, brindándole agua al guerrillero de su propia cantimplora, de donde él ha bebido, lo cura y lo salva. El soldado colombiano es noble y grande”.

Es imperante para él que se conozca claramente sobre algunos términos que se están usando en torno al Proceso de Paz y que nos conciernen, como lo son el cese unilateral, el desescalamiento y los bombardeos.

El cese unilateral es una iniciativa estratégica de las Farc para forzarnos a no actuar. Y es que las Farc son un enemigo inteligente y serio, por lo que hay que tratarlo a través de la planificación doctrinal y la  conservación de nuestra disciplina; pues “la indisciplina militar es la muerte de un Ejército”.

Así mismo, sobre el desescalamiento, aseguró que las Farc piden medidas de confianza, como suspender los bombardeos. Lo cual genera preocupación porque sería como descompletar la ‘caja de herramientas’ con las que trabaja la Fuerza para proteger al pueblo colombiano. “Pero los retos y desafíos que se nos imponen son inmensos y el Ejército siempre sabrá usar sus demás herramientas para garantizar que la bandera de la patria siga ondeando y los soldados sigan llevando libertad”.

  1. Sobre la coyuntura actual de las elecciones en octubre, hace un llamado puntual a la disciplina militar a los integrantes de la Fuerza, porque el Ejército es una Institución fundacional del Estado colombiano; primero hubo Ejército que Estado y partidos políticos, por lo que nuestro deber es proteger a la Institución sin involucrarnos en el campo de la política, mucho menos a través de las redes sociales. Quien lo haga, se someterá a las medidas disciplinarias que ameriten el caso. “Porque los soldados de la Patria son intachables, puros y trasparentes”.
  2. El Ejército está pasando por una reingeniería, necesaria para tener en un futuro una Fuerza multimisión, soportada en la tecnología y con mayor nivel profesional y educativo.

Mayor general Alberto José Mejia Ferreiro, Comandante del Ejército Nacional